Sábado, 23 de marzo de 2019
 
Pequeños solidarios del CSA de Leblon - Compartir con la «Creche Santa Rita»
 
El CSA de Leblon educa para la solidaridad y la partilla. Sus alumnos, que son de clases más pudientes, aprenden, desde temprano, este valor evangélico de dar a los que tienen menos, de modo que, ayudar a los que más necesitan, se ha convertido una marca registrada del CSA.
 

Todos los años, por motivo de las Fiestas de Navidad, los “peques” el 1º Año de la Enseñanza Fundamental, realizan una singular fiesta en favor de los niños de la “Creche Santa Rita”, de la comunidad o favela de Vidigal, que pertenece a nuestra parroquia de Santa Mónica de Leblón.

Esta escuela de párvulos es, sin duda, la obra social más importante de la ex Vicaría del Brasil, manteniendo las estructuras físicas y pagando salarios y encargos sociales a una directora, 12 profesoras y 8 funcionarias. Observemos que 8 profesoras tienen curso superior e 4 tienen pos-graduación.

La escuela infantil tiene 97 alumnos, todos ellos de la favela de Vidigal, hijos e hijas de trabajadores humildes. Hasta los 6 años permanecen en nuestra escuela. Después se matriculan en alguna escuela, preferentemente, en la misma comunidad.

La confraternización aconteció el día 4 de diciembre, por la tarde, en el gimnasio cubierto del CSA. Estaban presentes los pequeño solidarios del 1º Año, que donaron los regalos, con grande generosidad a los 97 alumnos de la escuela infantil de “Santa Rita”.

El acto festivo se inició con unas palabras del Director del CSA, Fr. Jesús Izaguirre, destacando que la creche de “Santa Rita” forma parte del CSA de Leblon. Expresó también que nuestro lema es “Caritas et Scientia”, amor fraterno y solidaridad.

Participaron, también, profesoras y funcionarios del CSA que, vestidos de payasos, soldados, danzarinas, Papá Noel etc., danzaron y cantaron para los presentes. Algunos alumnos pequeños representaron el nacimiento de Jesús.

Finalmente, los alumnos pequeños del CSA y los alumnos de la escuela infantil tomaron un aperitivo. Después, recibieron los regalos que, con tanto cariño,  prepararon los pequeños del CSA.

También hay que remarcar que los alumnos del CSA donaron casi 500 bolsas de regalos que serán distribuidas a las comunidades más carentes: Creche Santa Clara 80, Creche Santo Amaro 60, Favela de Rocinha 90, Lar de Pierina 90, Lixão de Gramacho 90 etc.